“Affari&Finanza” entrevista a Starace

Published on miércoles, 12 diciembre 2018

“Aceleración en el sector de las fuentes renovables y 450 mil puntos de recarga para coches eléctricos de cara a 2021: el futuro ya está aquí”

– Francesco Starace, Enel CEO

“Hoy en día, quien compra un coche también puede comprar un punto de recarga para su garaje: 1 de cada 2 coches que se venden son con este sistema”, subraya Francesco Starace, estimando la instalación de un total de 450 mil puntos de recarga entre públicos y privados. Enel también estudia la implementación de planes en las grandes ciudades de Latinoamérica en las que el grupo distribuye electricidad, así como en Rusia. “Nos han pedido la instalación de columnas en Murmansk, para abastecer a los ciudadanos noruegos que llegan al país en coche”. El grupo, por lo tanto, confirma su papel protagonista en la transición hacia la movilidad eléctrica también a nivel internacional. "Es una revolución, pero para nada una novedad”, especifica Starace: “La electricidad alimentaba ya al trolebús y a los tranvías, y los trenes también son eléctricos. Ahora también se han sumado los coches y esto sí que representa un cambio de época. El nivel de ruido atmosférico será inferior, se contaminará menos y cambiará la experiencia conductora, que será más amena”.

Sin embargo, el CEO observa también que, como en cualquier revolución, se debe prestar atención a “quiénes son los que ganan y quiénes los que asumen riesgos”. Es evidente que la sociedad se beneficiará con esta transición, pero “es necesario garantizar que estos beneficios sean compartidos y no se quede nadie atrás”. En la entrevista, Francesco Starace destacó también la implicación del Grupo en la superación de las principales desventajas que han obstaculizado la popularización de este tipo de energía, como la autonomía de las baterías: “Hoy en día, los modelos de coches medio-grandes más emblemáticos, declaran poseer una autonomía de 500 km. Pronto podremos garantizar una autonomía de 1.000 km”. Y claro, el precio de compra del coche.

Actualmente, son más caros porque son casi un producto artesanal. Pero si aumentan las ventas, la proporción se invierte. Es lo que sucedió con los paneles solares y los móviles. Porque un coche eléctrico que no se produzca a ritmos industriales termina costando menos que los otros y garantizando un mejor mantenimiento. Las empresas automovilísticas ya lo han entendido. El coche eléctrico será un producto más democrático que incluso permitirá ahorrar”. Por último, Starace hizo gala del reconocimiento que el Grupo está recibiendo en este ámbito por parte de otras empresas del mercado: “el sector ha visto que miramos hacia adelante, y juzga positivamente nuestra transformación industrial porque ha comprendido que no se trata de una frivolidad, sino de un enfoque ganador. Todo lo que hacemos en nuestro sector mira al futuro y a la innovación, y hace crecer las ganancias de la sociedad e incrementa su valor: y por todo ello, nos recompensan”.

Redacción Enel